Brilla la recomendación Verisk pero…

Situación de trading:

La tecnológica ha conseguido los objetivos mínimos que nos planteábamos cuando lanzábamos la operativa a primeros de noviembre de 2018. No destaca el botín considerando un Nasdaq que ha brillado entonces e incluso en estos tiempos convulsos, pero el análisis técnico no prometió nunca más aunque quepa con el adecuado entorno. La zona de resistencia creciente que se le podría atragantar a la compañía merece ser considerada.

Revisión operativa: mantener atendiendo a la tabla de seguimiento de Ágora EAFI, donde vamos a situar un stop agresivo bajo 97,10 o uno direccional bajo 90,6 para proteger el beneficio acumulado.